Partido perdido, pero lo que más duele es la forma en que se ha hecho. Ante el equipo colista, adelantándose en dos ocasiones en el marcador y sin saber cerrar el partido. Nunes, al acabar el partido lo ha resumido de forma muy honesta a la perfección: “Nos ha faltado saber cerrar el partido”. Nada más que decir. Desde mi punto de vista al Mallorca le faltó experiencia en el manejo del partido, y a Laudrup capacidad de reacción.

El Mallorca presentó el siguiente once: Aouate en portería, Cendrós y Ayoze en los laterales. Ramis y Nunes en el centro de la zaga. El doble pivote para Martí y Joao, bandas para Pereira y Nsué. De Guzmán de enganche y Webó arriba.

El partido comenzó con una gran presión del equipo local, sabedor de la urgencia de puntos que tenía. El Zaragoza creó varias ocasiones que pudieron dar algún que otro disgusto al aficionado mallorquinista. Los primeros 15 minutos fueron de dominio local, y no fue hasta el 19 cuando, en una jugada aislada, y ganando la espalda a la defensa local, Webó, ayudándose claramente de la mano, se quedó solo ante el portero consiguiendo el primer tanto de la tarde. Muy buena definición del delantero camerunés. El resto de la primera parte no tuvo mucho más juego. El Zaragoza llegaba con cierto peligro y el Mallorca, bien situado desbarataba las ocasiones.

La segunda parte fue otra historia. Los maños, todo ímpetu, subieron las líneas y el Mallorca no era capaz de cortar la hemorragia de juego local. Se veía venir y así fue. En el 56, Lafita empató el partido en una jugada en la que la delantera zaragocista cogió por sorpresa a la mallorquinista. Era el empate que hacía justicia por lo visto en el terreno de juego.
Pero en el 60 no le podían salir las cosas mejor al conjunto bermellón. En un pase al hueco de Webó hacia Pereira, éste, en un excelente disparo, batió la portería maña colocando al Mallorca por delante en el marcador. Era el momento de cerrar el partido, y el conjunto visitante no supo hacerlo. El Zaragoza se vino arriba y empezó un festival de ocasiones. En el 63 al palo, en el 71 a punto de meter Braulio, entre otras ocasiones, hasta que en el 84 llegó el empate en una jugada dentro del área, gracias a un rechace. Se demostró aquí la falta de concentración de la defensa que dejó rematar a placer a Bertolo en el punto de penalti.

Pero la cosa no iba a acabar así. En el 95, y tras unas manos dentro del área de Martí, el colegiado señaló la línea de penalti. Desde mi punto de vista nada discutible. Y claro, Gabi no perdonó. Era la remontada del equipo maño, consiguiendo ganar su primer partido de liga.

Valoración de los Jugadores (De -1 a 3)

Aouate: 1
Cendrós: 0
Nunes: 0
Ramis: 0
Ayoze: 0
Martí: 0
Joao: 0
Nsué: 1
Pereira: 1
De Guzmán: 1
Webó: 2

Conclusión

Falta de oficio por parte del equipo y fata de capacidad de reacción por parte del Laudrup. Esa es mi conclusión.

Creo que el árbitro no tuvo nada que ver en el resultado, teniendo en cuenta que no vio las manos de Webó en el primer gol y algún que otro penalti que pudo haber señalado en el área mallorquinista.
Una pena de derrota que trunca una racha de tres partidos seguidos ganando. Ahora toca ir a Gijón a hacer valer la renta conseguida en la ida de la eliminatoria de Copa del Rey y el domingo recibir al Deportivo, que, ojo, ha ganado hoy.

Comentarios

RCDM no se hace responsable de los comentarios de los lectores y se reserva el derecho a retirar aquellos que sean ofensivos. En cumplimiento de la legislación vigente queda registrada la dirección de Internet del autor, así como la fecha y hora de su envío.

  1. Gonzalo Mazarrasa dice:

    Hombre, no sé hay muchas cosas raras y comentables del partido de hoy. Hay posibles quejas arbitrales para todos lados, y ha habido cambios (y cambios no hechos) y circunstancias dificilmente explicables. Desde luego, no se te puede escapar el partido así como se ha hecho hoy.

    Ha sido pesimo el partido de los medios centros. Y a Martí no se le puede acusar de falta de experiencia. Dos veces salió con el brazo extendido sin venir a cuento. La primera se la perdonaron. La segunda en el 95 no. Y claro que es penalty. Pero no tenía que haber hecho eso ni el arbitro permitir que se siguira jugando…

    La verdad es que fue jugar con fuego el intentar aguantar. El Zaragoza atacaba mucho y el Mallorca no defendía bien. El empate a uno vino de una perdida de balón absurda en el centro del campo, luego el empate a dos literalmente nos pilló en bolas a toda la defensa y nadie tapaba (insito en la mierda de partido de Joao Victor y Martí).

    Sinceramente, Laudrup no movió nada y quizá ahi estuvo torpe. Además de que el cambio no era De Guzman, que aguanta los 90 minutos, pero tampoco había muchas más cosas en el banquillo (quizá Ratinho de extremo…. pero vamos…).

    No sé. Se escapó una buena oportunidad y punto.

* Campos obligatorios

RCDM.es - El Blog del aficionado Mallorquinista

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su navegabilidad y experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.