Hace tiempo que me rondaba en la cabeza esta idea. Dejé que terminara la temporada, disfruté de la salvación del Real Mallorca (en tiempo de “vacas flacas” aprende uno a disfrutar de todo) y creo que, con España fuera del Mundial y a punto de decidirse qué equipo subirá a Primera División tras imponerse en la final del Play-off de ascenso, puede ser momento para que yo entone el “mea culpa” y les pida perdón. Podré encontrar mil excusas pero está claro que, yo, también les vendí humo. En primer lugar, aclarar que tengo la intención de escribir todo el artículo tratando al lector mallorquinista de usted, como signo de respeto. Así, el simpatizante bermellón podrá afirmar que, a lo largo de esta temporada, alguien le trató con respeto. El socio del Mallorca pensará: el Presidente de mi club me denunció usando los propios servicios jurídicos que yo pagaba con mi abono, faltó a sus funciones no asistiendo al palco y jugó al “ahora sí, ahora no” al destituir a los entrenadores, haciendo que la prensa y mis amigos, aficionados al fútbol, se rieran de mí, en mi cara. Pero uno de los redactores de RCDM Blog, se dirigió a mí de usted y, por primera vez esta temporada, me sentí tratado con respeto.

El miércoles eliminaron a España del Mundial, para sorpresa de los que somos mallorquinistas. El resto del país pensaba que había sido un mal partido, que volvería el TIKI-TAKA. Pero usted, el aficionado mallorquín, sabe que las dinámicas no se cambian así como así. Que si uno no está para llegar a ciertos balones en defensa un día o despeja al centro del área en vez de mandarla a córner en ese encuentro, no tiene porqué actuar de forma diferente dos días después. Las dinámicas no se cambian en dos entrenamientos. Una de las cosas que ha hecho esa eliminación más incomprensible es que, sí amigos, el resto de la prensa española, incluso la mundial, al hablar de “LA ROJA”, también les vendió humo.

Pero volvamos a la isla. Para que vean que no les pido perdón porque sí, en el RCDM Blog encontrarán algunos de mis pre o post partidos. Son pocos, pero dejan claro que, pese a las pruebas fehacientes, comenté que el Mallorca jugaba esta temporada para alcanzar zonas de Play-off o ascenso directo en varios momentos de la temporada. No me voy a andar con rodeos. Ahora, a posteriori, no podría decir más que, les entendería si se han sentido engañados. Mis disculpas si les hice creer que el Mallorca aprendería a defender en dos meses porque, esas cosas, se enseñan cuando uno es cadete, alevín,… son conceptos que se trabajan durante años y que, si no se tienen no se adquieren en dos semanas. Perdón si les hice creer que, tarde o temprano, el equipo tendría más gol. Más cuando, tras la venta de uno de los máximos exponentes del gol (no tanto por los que marcaba sino por las situaciones que favorecía), como era Víctor Casadesús, deposité nuestras posibilidades de hacer goles en un jugador que salía de una grave lesión. Estimado socios, no hay que saber mucho de fútbol para saber que eso era muy difícil y que, por lo tanto, claramente, les mentí. En mi disculpa diré, como suelen hacer los niños, que todos hicieron igual. Los medios afirmaban que se había tenido la posesión del esférico pero que, por dos errores defensivos y la mala suerte de cara a portería, se había perdido el partido. Sin embargo, no hay que saber mucho de fútbol para darse cuenta que tocar el balón en el centro del campo solo sirve para hacer “rondos” en los entrenamientos. En esto del balompié si no sabes defender o marcar, los partidos se pierden. No esperen que el resto de medios les pidan perdón, les costará más porque son profesionales de este mundillo, pero sea mi disculpa también en su nombre, como en el escondite: “Por todos mis compañeros y por mí primero”.

No les vendí humo por dañarles, crear falsas ilusiones ni movido por intereses personales. No conozco a Biel Cerdà ni a Serra Ferrer y nadie me invitó a defender su proyecto deportivo (o como se llame a lo que se ha hecho esta temporada). Solo, tal vez, actúe cegado por la ilusión o el cariño hacia los colores. La verdad, echando la vista atrás, me cuesta encontrar excusa o motivo. Por todo ello solo me queda pedir perdón y mostrar propósito de enmienda para no volver a cometer de nuevo el mismo pecado. Así que, reconocido el error y con mi máximo respeto insisto. Mil perdones, yo, también les vendí humo.

Comentarios

RCDM no se hace responsable de los comentarios de los lectores y se reserva el derecho a retirar aquellos que sean ofensivos. En cumplimiento de la legislación vigente queda registrada la dirección de Internet del autor, así como la fecha y hora de su envío.

  1. Rafel Ballester Ginard via Facebook dice:

    ok,me la suda

  2. moe dice:

    Cuesta mucho ser objetivo cuando entran en juego los sentimientos. Cuesta mucho aceptar que los tuyos son peores de lo que se pensaba.

  3. María Socías dice:

    En este mundo es muy difícil ser objetivos si están los sentimientos de por medio. No encuentro que hayas creado humo en ningún momento cuando todos los mallorquinistas de verdad no nos quedaba de otra que ser optimistas y no ver el segundo descenso consecutivo cerca nuestro. Son cosas de la “profesión” que se intenta ser lo más objetivo posible pero a todos, de una o otra forma, se nos nota cuales son nuestros colores, nuestra pasión.
    Aun así, ¡enhorabuena!

  4. Andres dice:

    y tambien hay que ver que la liga fecha tras fecha nos daba posibilidades matemáticas. Eso sumado al deseo de ver otra realidad hace que uno trate de dar el mensaje mas optimista posible.

  5. moriarty dice:

    Javier, todos pensábamos en el play-off de ascenso como objetivo muy mínimo. Luego hemos dado por bueno el conservar la categoría. El Mallorca está envuelto en una espiral autodestructiva generada por una directiva impresentable y el equipo no ha sabido aislarse. La política de fichajes ha sido un fiasco. Y de la directiva ni ha salido ni saldrá las más mínima autocrítica. Ellos y un equipo desnortado son los que se han arrastrado por esta mediocre 2ª División.

* Campos obligatorios

RCDM.es - El Blog del aficionado Mallorquinista

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su navegabilidad y experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.