Finalizada la décimo tercera jornada de la Segunda División con el encuentro entre Osasuna y Mallorca, el primero escala hasta la primera posición mientras que el segundo cae de nuevo en posiciones de descenso. La racha de seis partidos sin perder no parece tan buena después de no haber podido cosechar hoy una victoria ante un Osasuna que a los 15 minutos de juego ya tenía los deberes hechos, al haber marcado dos goles, y que, a pesar de encajar un gol poco después, supo manejar el partido, plantarse bien atrás, y aguantar el resultado; mientras el Mallorca, impetuoso tras el gol, se fue deshinchando poco a poco durante el encuentro, incapaz de ver portería.

Ficha del partido

Osasuna: Nauzet; Oier, Miguel Flaño, David García, Unai García, Martins; Merino, Loties, Roberto Torres (Alex Berenguer, m.75); Nino (Kenan Kodro, m.87) y Milic (Pucko, m.46).

Mallorca: Cabrero; Campabadal, Costas, Aveldaño, Joan Oriol (Damiá, m.83); Héctor Yuste; Pereira, Javi Ros, Sissoko (Tiá Sastre, m.75), Moutinho; y Coro (Bianchi, m.70).

Goles: 1-0, m.10: Unai García. 2-0, m.12: Oier. 2-1, m.20: Coro.

Árbitro: Trujillo Suárez (Comité Tinerfeño). Mostró tarjeta amarilla a Alex Berenguer (m.76) y Martins (m.82), de Osasuna, y a Sissoko (m.31), Joan Oriol (m.71) y Aveldaño (m.77), del Mallorca.

Resumen

El Mallorca empezó el encuentro dormido, y lo pagó caro. A los 10 minutos de juego, el Osasuna sacaba un córner, el rechace caía a los pies de Roberto Torres que puso un centro al corazón del área para que Unai García rematara a placer, sin ningún defensa que le incomodara. Dos minutos más tarde, Oier Sanjurjo se internaba en el área y chutaba contra Joan Oriol, quien accidentalmente desvió el balón hacia la portería, cogiendo a Cabrero a contrapié y sin posibilidad de parar un balón que entró llorando pegadito al poste.

Reaccionó bien el conjunto del Chapi, recortando distancias pocos minutos después, en el minuto 20, con una buena acción de Coro que cazaba un balón vertical que venía de rebotar en un defensa tras centro de Pereira, colocándolo en la red. Diez minutos más tarde, Sissoko se internaba en el área rival con un buen pase de Moutinho y era zancadilleado por David García. El árbitro, lejos de señalar la pena máxima, amonestaba al jugador mallorquinista por tirarse a la piscina.

El Mallorca siguió generando peligro hasta el descanso, pero fue incapaz de empatar. En la segunda parte, el Osasuna se plantó seguro atrás, impidiendo que las jugadas del Mallorca, que llevaba la batuta del encuentro, generaran ocasiones de gol claras. Por mérito de los locales, o demérito de los visitantes, el 2-2 nunca fue una posibilidad palpable e incluso en alguna ocasión se asomó el 3-1, a pesar de que el Osasuna no hizo mucho durante la segunda mitad. Y es que los errores se pagan muy caros en fútbol.

El resultado: el Mallorca vuelve a su realidad personal, la de equipo condenado a luchar por mantener la categoría, tras una racha que prometía mucho hasta que no se ganó a Zaragoza en casa, y que definitivamente se ha borrado tras unos 15 minutos iniciales desastrosos. El Mallorca es 19º y el 6º clasificado se encuentra ya a seis puntos de ventaja.

Comentarios

RCDM no se hace responsable de los comentarios de los lectores y se reserva el derecho a retirar aquellos que sean ofensivos. En cumplimiento de la legislación vigente queda registrada la dirección de Internet del autor, así como la fecha y hora de su envío.

  1. Xisco dice:

    Nosotros dominamos la posesión pero no el partido, ya que fuimos incapaces de chutar a puerta, a excepción del gol de Coro.

  2. Xisco dice:

    Ah. Y la actuación arbitral fue penosa. Pero eso no excusa el mal juego del equipo.

* Campos obligatorios

RCDM.es - El Blog del aficionado Mallorquinista

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su navegabilidad y experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.