El Apunte: Olvidemos los prejuicios

Malllorca FormenteraEste fin de semana llega la vuelta del derbi palmesano o mallorquín, según guste y la importancia que se le dé al Constancia. No es un partido más, es innegable, la afición lo espera con ansias de disfrutar un partido que hacía más de 36 años que no se veía entre primeros equipos. Esperemos que sea más entretenido, y favorable, que el 0-0 de la ida.

En el ambiente se puede respirar la tensión, el pique y el nerviosismo por un partido donde quien pierda, y más con sus trayectorias recientes, puede quedar tocado. Mi objetivo es focalizarme en un fenómeno que ya apareció durante la ida y vuelve a asomar para el derbi de este fin de semana: los prejuicios.

Por desgracia parece que en la isla no somos menos y estamos empeñados en mezclar el fútbol con la política. Algunos lo hacen directamente, otros de forma disimulada a través de un subconsciente que denota de dónde subyacen sus palabras.

De todos es bien sabido que en sus orígenes el Mallorca era el equipo de la nobleza, la clase alta, la monarquía, la riqueza, la derecha; el Baleares por su parte era lo opuesto: la clase obrera, los trabajadores, la humildad, la pobreza, la izquierda. Muy cierto, pero señores, ya hace más de 50 años de eso. La sociedad evoluciona pero algunos pretenden seguir anclados en el pasado.

Ciertos personajes se empeñan en creer, e intentar hacer creer al resto, que ser mallorquinista equivale a ser prepotente, de derechas, tener muchos ceros en la cuenta, un pijo. Otros iluminados relacionan balearico con comunista, independentista, "penjat", "nini". Claro, los hay. Como también hay el resto por partes iguales.

Conozco muchos mallorquinistas de izquierdas, por ejemplo yo mismo. Mallorquinistas que no pueden permitirse el lujo de viajar con el equipo. Mallorquinistas que son cachos de pan. Sé que hay balearicos de derechas, gente con dinero, gente que disfruta de ir en traje. Es decir personas opuestas a lo que algunos atribuyen a la afición rival por unos prejuicios equivocados.

No hay Club rico ni pobre. Es la falsa excusa o complejo de algunos. El Mallorca tenía más dinero por estar en mayor categoría, igual que ahora por restos que quedan del pasado. Cabe recordar que el Atlético Baleares es propiedad de un alemán que le facilita uno de los presupuestos más altos de Segunda B.

Las instituciones no favorecen ni a uno ni a otro equipo. Unos esgrimen que nos han regalado Son Moix. Corrijo: no es del Mallorca, los bermellones pusieron dinero para su construcción y pagan el mantenimiento. Otros se quejan de los 500.000€ para el Estadio Balear, olvidando que las instituciones ayudaron con Son Moix y algunos años llevamos (cobrando) publicidad de las Islas para el turismo.

Esta semana he llegado a ver un mallorquinista llamando balearico a uno que compraba una entrada solo por ir vestido más desaliñado. El sujeto era mallorquinista. He leído a balearicos llorando antes de tiempo como si fueramos un gigante todopoderoso y ellos pobres.

He seguido viendo los antiguos prejucios de la dicotomía derechas - izquierdas, que existe quizás en las secciones de animación pero no es extrapolable a la totalidad. Es más en los últimos años no recuerdo haber leído sobre cánticos político ni en uno ni otro bando.

Quizás solo seamos grupos de personas heterogéneos animando a equipos rivales. Dejen la política y hagan la rivalidad puramente deportiva.

Comentarios

RCDM no se hace responsable de los comentarios de los lectores y se reserva el derecho a retirar aquellos que sean ofensivos. En cumplimiento de la legislación vigente queda registrada la dirección de Internet del autor, así como la fecha y hora de su envío.

  1. Xisco dice:

    Buen análisis. Yo tampoco entiendo esta manía de mezclar fútbol y política. Otro ejemplo más de que la guarnición se está comiendo al solomillo. Hablemos de fútbol, carajo!

* Campos obligatorios

RCDM.es - El Blog del aficionado Mallorquinista

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su navegabilidad y experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies